Saltar al contenido

COMPAÑERO EN 1983

ES UNA RECOPILACIÓN DE ARTÍCULOS Y AL SER BASTANTE LARGO LOS CARGAREMOS EN VARIAS FASES.

¡¡¡ESTAR ATENTOS!!!

INFORME PRESENTADO AL C.C. DEL P.C.C. EL 12 DE ENERO DE 1.983 SOBRE LA SEGURIDAD SOCIAL ESPAÑOLA

Josep Cónsola 12 Enero 1983

ANTECEDENTES

Dada la corrupción que ha existido y existe en el sistema de Seguridad Social, el desorden y las modificaciones, vale decir que nos encontramos con grandes dificultades para cotejar con exactitud presupuestos y balances de una serie de años, ya que los datos de diversas fuentes consultadas en estudios realizados por Hacienda Pública Española y otras publicaciones, incluso difieren entre sí y hay lagunas sin esclarecer puesto que, hasta 1.978 que por primera vez se hizo público el presupuesto de la Seguridad Social, nunca se había publicado ni el presupuesto ni el balance de la misma, por lo cual todos los datos anteriores son un refundido diverso de las Cuentas de la Seguridad Social, Ministerio de Trabajo y Ministerio de Sanidad y Seguridad Social. Además, entre 1.978 y 1.979 se produjo una reorganización institucional fruto de los Pactos de la Moncloa, que supuso la desaparición del Instituto Nacional de Previsión como entidad gestora y de todas l 4 Ministerio de Trabajo, separándose de la Seguridad Social.

INSALUD tiene a su cargo todas las prestaciones sanitarias.

INSS tiene a su cargo todas las prestaciones económicas.

INSERSO tiene a su cargo toda la asistencia social.

Ya en 1.978, al presentar el primer presupuesto, se consideraba que las cotizaciones pendientes de cobro rozaban los 250.000 millones de pesetas según un estudio de Rafael Álvarez Blanco publicado por Hacienda Pública Española, a pesar de que oficialmente la Seguridad Social nunca había informado, ni lo ha hecho todavía, de cual es el volumen de impagados. Asimismo en el análisis de los presupuestos de la Seguridad Social realizados por Joaquín Vergés Jaime de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la Universidad Autónoma de Barcelona para el año 1.980, calculaba el monto de impagados en mas de 300.000 millones, sin que fuera desmentido por el Gobierno ni se tomaran medidas para exigir el pago de cuotas atrasadas. Este mismo presupuesto de 1.980 incorporó recortes importantes en las prestaciones a los trabajadores: 1.- Incremento de 10 puntos la base máxima de cotización. 2.- mantenimiento de los mismos porcentajes en las cuotas en concepto de Desempleo y Formación Profesional a pesar de haber sido traspasado estos servicios al Ministerio de Trabajo. Como dato aislado señalar que los ingresos por estos conceptos provenientes de las cuotas de la Seguridad Social 5 ascendieron a 170.000 millones de pesetas y sin embargo el presupuesto del INEM para este mismo año fue de 104.283 millones, concretamente un superávit de 66.000 millones de pesetas que se volatilizaron. 3.- Se redujo la percepción por Incapacidad Laboral Transitoria (ILT) del 75 % al 60 % durante los 20 primeros días de baja. 4.- Se amplió el cuerpo de Inspectores con el objetivo de reducir los días de ILT. 5.- Se mantuvieron congeladas las prestaciones familiares y gratificaciones por matrimonio y nacimiento a nivel de 1.973. 6.- Se aumentaron las previsiones de asistencia médica con medios ajenos y de Conciertos con entidades privadas que pasan a suponer un 29 % de la asistencia médica y un 39 % de la asistencia hospitalaria. 7.- Incremento en 10 puntos del porcentaje a pagar por los trabajadores en el precio de los medicamentos, pasando del 30 % al 40 % . Desde 1.974 a 1.980 se ha pasado de pagar un 10 % al 40 % actual. 8.- Congelación de las cantidades destinadas a Servicios Sociales. 9.- Revalorización de las pensiones en un 12,6 % y 14 % para la pensión mínima, señalando que es una revalorización que no alcanza a cubrir la inflación. Un 81% de los pensionistas percibe una pensión de 15.900 pesetas mensuales. Paralelamente a todo ello no se instrumentó ningún tipo 6 de medida de Inspección ni control para lograr el pago de las cuotas adeudadas por los empresarios. Entre los nuevos porcentajes de las cuotas deducidas de los salarios, el incremento del porcentaje del precio de los medicamentos, el recorte de las prestaciones por ILT, y la congelación de otras prestaciones, significó un incremento en la recaudación de 172.839 millones de pesetas, y al unísono hubo un empeoramiento generalizado de prestaciones y asistencia. En 1.981 continuó la misma tendencia a la degeneración de la Seguridad Social: 1.- La aportación de los Presupuestos del Estado solo pasó de un 8,2 % a un 10,4 %. 2.- Las inversiones mantuvieron su tendencia decreciente paralizando todo el proceso de desarrollo hospitalario y asistencial. 3.- Incremento de las cantidades asignadas a Conciertos con entidades privadas llegando a un gasto de 122.718 millones de pesetas, argumentando su necesidad en base a carecer de medios, y elevando a 600 los Conciertos de asistencia hospitalaria, a 130 los de asistencia extra hospitalaria y estableciendo contratos con 176 Mutuas Patronales de Accidentes de Trabajo que se benefician de la red asistencial de la Seguridad Social. 4.- Revalorización de las pensiones con los mismos criterios que en 1.980. 5.- Congelación nuevamente de las prestaciones familiares. 7 Asimismo, en 1.982 se vuelven a mantener las mismas tendencias: 1.- Incremento de los gastos por Conciertos que ascienden a 136.762 millones. 2.- Incremento gasto farmacéutico hasta los 134.681 millones. 3.- Paralización de las inversiones reales. Mientras se mantiene esta tendencia en la evolución de la Seguridad Social, consistente en un trasvase de rentas desde los trabajadores hacia las multinacionales farmacéuticas y las empresas privadas de la sanidad; la aportación de las cuotas obreras, detraídas del salario, son un porcentaje cada vez mas importante en la confección del presupuesto, al tiempo que disminuye la aportación empresarial: 1.975 1.981 Cuota obrera 16,6 % 23,3 % Cuota empresarial 83,3 % 76,6 % Para situarnos en un buen enfoque del debate es preciso, a grandes rasgos, repasar la actitud política del marco de la izquierda que, con la firma del Partido Comunista de España y el Partido Socialista Obrero Español, aceptó en los Pactos de la Moncloa el proceso de desmantelamiento de la Seguridad Social. En el texto de dichos Pactos se concreta: 1.- Detener el crecimiento de los gastos de la Seguridad 8 Social limitándolos a un incremento igual al PIB, con independencia de las necesidades que existan. 2.-Aportación del Estado de 40.000 millones de pesetas al presupuesto de la Seguridad Social a cambio de eliminar cualquier déficit. Al mismo tiempo se redujo en un punto la aportación de la cuota empresarial que equivalía a 40.000 millones, el resultado final de esta operación fue que hubo un trasvase de esta cifra desde los Presupuestos del Estado hacia las empresas y un incremento cero en las aportaciones a la Seguridad Social. 3.- Entrada en vigor de una política de reducciones de la cuota empresarial en un 50 % para las nuevas contrataciones de parados y jóvenes, con cargo a los presupuestos de la Seguridad Social que, sin nuevas aportaciones, entraba de lleno en el camino de las reducciones en todo tipo de prestaciones. 4.- Compromiso de aumentar el porcentaje a pagar por los trabajadores en los precios de los medicamentos y revisión al alza de los precios de los mismos. Decisión favorable solo para las empresas farmacéuticas. 5.- Compromiso de establecer un tope máximo de duración a la prestación por desempleo. Estos elementos consensuados por todos los partidos políticos parlamentarios y el acuerdo tácito de las centrales sindicales mayoritarias fueron la base para la elaboración de los presupuestos de la Seguridad Social de los años 1.980, 1.981 y 1.982 con las características que hemos descrito, así como la aprobación de Decretos, el Estatuto de los Trabajadores, la Ley de Empleo, la firma del Acuerdo Nacional de Empleo y 9 últimamente la presentación por parte del gobierno de las 63 Medidas de Mejora y Racionalización de la Seguridad Social.

Estas 63 medidas se desglosan en tres grandes bloques: –

Prestaciones económicas –

Prestaciones sanitarias –

Reorganización interna

En el apartado de Prestaciones económicas el objetivo es reducir gastos con el equivalente de reducir prestaciones: 1.- La pensión de jubilación se calculará sobre la media de los últimos 6 años trabajados en lugar de los 2 últimos como en la actualidad. Esto puede significar una disminución del orden del 7 % al 20 % respecto a las actuales pensiones. 2.- Ampliación de los períodos mínimos de cotización a efectos de cobro de prestaciones. 3.- Modificación y recorte de la cuantía inicial de las pensiones, modificando porcentajes y años de cotización. 4.- Refundir Incapacidad Laboral Transitoria e Invalidez Provisional, con una reducción de la percepción económica del 75 % de la base de cotización al 55 %.

En el apartado de las prestaciones sanitarias se apunta hacia una privatización parcial de la sanidad: 10 1.- Ampliación de la política de Conciertos con instituciones privadas. 2.- Aceptación de las condiciones impuestas por los laboratorios farmacéuticos, eliminación de los genéricos. 3.- Subvencionar a instituciones diversas para prestaciones de asistencia social. Sin aclarar a que tipo de instituciones se refiere, todo apunta que se trata de las religiosas. 4.- Disminución de la plantilla de personal de la Seguridad Social.

La reorganización interna contempla tanto la mejora teórica de los servicios como el sistema de financiación en línea con los contenidos de los Pactos de la Moncloa: 1.- Mantener el actual nivel de participación de la Seguridad Social en el PIB. 2.- Incremento de la participación de los Presupuestos del Estado en la Seguridad Social solo en el caso de cumplirse los objetivos de la implantación del Impuesto sobre el Valor Añadido. 3.- Disminución de la presión contributiva a los empresarios. Las conclusiones provisionales que podemos extraer de estas 63 medidas serían las siguientes: a) Voluntad de continuar la degradación de la Seguridad Social Pública para que los propios beneficiarios prefieran otro sistema. 11 b) Avanzar, en base a esta degradación, a la privatización de los servicios mas rentables tal como exigen los sectores empresariales. c) Dar satisfacción a las posiciones mas reaccionarias y corporativas de los profesionales de la medicina, al no verse sometidos a ningún tipo de control sobre sus actividades y fuentes de ingresos d) Ceder ante las exigencias empresariales reduciendo su porcentaje de cotización, traspasando cuotas de Seguridad Social a beneficios. e) Ceder ante las compañías de seguros y entidades financieras abriendo la puerta al establecimiento de seguros privados.

LAS CUENTAS DE LA SEGURIDAD SOCIAL

Presentamos un breve resumen de ingresos y gastos que, sin pretender ser exhaustivo, sirva para orientarnos en el debate y centrarnos en unos elementos clave: que la aportación de las cotizaciones al Régimen General genera un enorme superávit, que existe una transferencia de rentas desde la clase obrera hacia el campesinado, el gran incremento de los ingresos de las industrias farmacéuticas y de las empresas privadas de sanidad, y la disminución en las prestaciones por Incapacidad laboral Transitoria y protección familiar. Solo hemos completado las partidas de ingresos y gastos del último ejercicio referentes a los Regímenes especiales a efectos de tomar nota de ellos, ya que el debate en torno esta cuestión debería ser elemento específico en otro momento para no distorsionar el 12 elemento central que corresponde hoy: La agresión por parte de las fuerzas políticas parlamentarias al Sistema Público de Seguridad Social. Podríamos extraer algunas conclusiones: a) el Régimen General genera un superávit superior a los 600.000 millones de pesetas  b) el incremento de la partida de jubilaciones es debido en parte a la inclusión de determinados colectivos dentro del sistema de Seguridad Social que jamás habían cotizado y actualmente se benefician del sistema, nos referimos a los sacerdotes, monjas y demás personal eclesiástico y representa miles de nuevas incorporaciones para recibir prestaciones sin haber exigido premisa alguna c) en los accidentes de trabajo se contabilizan alrededor de un 10 % de las empresas, las que tienen peores condiciones de trabajo, más accidentes y más morosas en el pago; a pesar de esto existe un superávit del 50 %. El resto de empresas tienen asegurados sus accidentes con Mutuas patronales, de las cuales no existe una contabilidad globalizada d) incremento del 30 % en dos años en los pagos a la industria sanitaria privada e) incremento del 36 % en dos años en los pagos a la industria farmacéutica f) descenso del pago en las prestaciones por ILT y protección familiar.

LOS PROFESIONALES EN LA SEGURIDAD SOCIAL

Según los datos extraídos de la propia Seguridad Social la distribución de médicos en España por sectores donde trabajan es la siguiente: Seguridad Social 81 % Ejercicio privado 58 % Seguros privados 42 % Dirección General de Sanidad 24 % 14 Otros organismos públicos 18 % Otros organismos privados 17 % Según estos datos, la plantilla de médicos es un 240 % de la existente, esto significa que el promedio de cada médico en nuestro país es que dispone de dos empleos y medio, cobra de dos organismos y medio y, si tuviera que cumplir los horarios legales debería trabajar un mínimo de 20 horas diarias. En definitiva que el nepotismo, el fraude, el aprovechamiento y la corrupción son ejercicios normales en el sistema sanitario. Esto debe llevarnos a la conclusión de que debe establecerse un sistema de incompatibilidades dentro de la Seguridad Social que asegure a los médicos cobrar un salario por realizar una labor pero que impida cobrar si no la realizan. Un sistema de incompatibilidades estrechamente ligado a la política de Conciertos con las entidades privadas. Un primer paso podría ser la exclusión de la Seguridad Social los médicos que están en clínicas, laboratorios u organismos que tengan Conciertos con la Seguridad Social, exceptuando las Facultades de Medicina. Al mismo tiempo la exigencia bajo control, inspección y sanción si corresponde, de dedicación de las horas contratadas y cumplimiento de horarios, guardias, etc.. Convocatoria de plazas a cubrir por MIR y médicos sin otro empleo, con imposibilidad de ocupar plaza a quién tenga otro trabajo remunerado.

REPLANTEAMIENTO DE LA POLÍTICA DE CONCIERTOS

Las inversiones realizadas en equipos médicos están paralizadas, material del mas moderno y sofisticado del mundo está inactivo porqué los propios directores de 15 centros sanitarios son al mismo tiempo dueños o directores de centros privados. Es necesidad incuestionable la puesta en funcionamiento de todos los equipos comprados y comprar de nuevos, como los de Diálisis, que en la actualidad todos los tratamientos se realizan en centros privados. Así como el servicio de ambulancias para evitar la sangría que supone las facturas incontroladas. Asimismo de los servicios de radiología, análisis, rehabilitación y urgencias. De este modo avanzar hacia la eliminación progresiva de los Conciertos y poder ejercer un control sobre la calidad y el costo de la Asistencia Sanitaria.

INDUSTRIA FARMACÉUTICA

Elaboración de un catálogo de productos farmacéuticos y elaboración de los principales productos a través de una Industria Nacional Farmacéutica que vaya eliminando la dependencia de las multinacionales y evite la sangría económica que hoy representa. Expedición de medicamentos en los centros sanitarios públicos y ambulatorios de la Seguridad Social. Prohibición de publicidad de los productos farmacéuticos.

ACCIDENTES DE TRABAJO

Actualmente la libertad de las empresas para asegurar los accidentes de trabajo en Mutuas Patronales, Seguros privados o la Seguridad Social, ha dejado a ésta solamente con las empresas con mas número de accidentes y teóricamente deficitarias; todo y así hemos visto el superávit generado por este capítulo. ¿Qué ocurrirá pues en las Mutuas o compañías de seguros?. Un primer paso debería ser que todas las empresas u organismos dependientes o con participación del 16 Estado, así como las que reciben ayuda o subvención de fondos públicos, las que tengan algún tipo de bonificación tributaria, las acogidas a planes de reconversión, créditos preferentes, etc., tengan la obligatoriedad de asegurar los accidentes de trabajo en la Seguridad Social. Asimismo actualizar e incrementar los precios que pagan las Mutuas y compañías de seguros para utilizar las instalaciones de la Seguridad Social.

MUTUALIDADES LABORALES EXISTENTES

Las Mutualidades de funcionarios, como MUFACE, etc., disponen de una aportación económica del Estado para cubrir sus necesidades de asistencia sanitaria, y ésta está concertada mayormente con entidades privadas. Debe avanzarse hacia la plena integración del funcionariado dentro del Régimen General previo estudio de sus fondos mutuales y modificando su estructura de cuotas. De inmediato, aunque manteniendo su actual funcionamiento autónomo, la asistencia sanitaria debe canalizarse totalmente hacia la Seguridad Social. INVESTIGACIÓN Incrementar el volumen económico dedicado a la investigación, actualmente irrisorio, e impedir que ningún particular use las instalaciones de investigación de la Seguridad Social para su propio beneficio, como sucedió con el escándalo de la válvula cardíaca DURAFIC que, habiendo sido producida en los laboratorios de la Clínica Puerta de Hierro de la Seguridad Social y por personal a sueldo de la misma, está siendo comercializada desde 1.973 por dos jefes de la sección 17 de cardiología del citado centro, a los cuales la Seguridad Social paga 80.000 pesetas por cada válvula implantada.

MORATORIAS E IMPAGADOS

Estudio inmediato de todos los impagados existentes, tanto de cuotas empresariales, como de cuotas obreras retenidas por los empresarios. Actuación judicial previa querella de la Seguridad Social en base al artículo 499 bis del Código Penal a los empresarios que se han apropiado de las cuotas obreras. Embargo de los bienes de las empresas hasta el pago de las deudas contraídas, eliminando de las Magistraturas Especiales de Trabajo los profesionales subasteros y nombrando depositarios de los bienes a los representantes de los obreros en cada empresa encausada.

ACTUACIONES INMEDIATAS

Tenemos la experiencia de la falta de debate público de todas las leyes que se han ido aprobando, desde la Constitución a los Estatutos de Autonomía, pasando por el Estatuto de los Trabajadores, la Ley Antiterrorista, etc., leyes todas ellas antiobreras que persiguen solamente el fortalecimiento del sistema, la criminalización de cualquier actitud revolucionaria y el debilitamiento organizativo y económico de la clase obrera. Para estar al frente de cualquier movilización es preciso conocer lo que hay y lo que queremos, tener capacidad para explicarlo y disponer la organización para tales fines. 18 Nosotros deberíamos iniciar una campaña de información a la población sobre cual es la Seguridad Social que tenemos y queremos a corto, medio y largo plazo. Sobre que pretende el gobierno al presentar las 63 medidas de Reforma, que relación tienen con los compromisos adquiridos por las fuerzas políticas firmantes de los Pactos de la Moncloa. Una campaña de explicación es necesaria para preparar las condiciones para conseguir movilizaciones importantes que dificulten y paralicen el proyecto del gobierno. Esta campaña debe estar presente en cada una de nuestras células, en nuestra prensa, en nuestra propaganda, en nuestras intervenciones públicas, en las Asambleas de militantes, en las Asociaciones vecinales, en las asambleas del Sindicato, etc. Estas campañas de información y movilización no contarán con el apoyo de los firmantes de los Pactos de la Moncloa ni de la cúpula de los sindicatos, pero de la capacidad que tengamos para organizar importantes sectores de la clase obrera, dependerá alguna reconsideración de su actitud que, como mínimo sea la de “lasse-faire” y no apoyen descaradamente al gobierno. Una derrota en el tema de la Seguridad Social puede tener unas consecuencias mucho mayores que la pérdida de prestaciones económicas, es de carácter profundamente político-ideológico pues se trata de un trasvase directo de rentas desde la clase obrera a la burguesía de claridad meridiana, y de salir derrotados seguramente la influencia de esta derrota alcanzará no solo nuestras economías, sino nuestra organización obrera y más allá puede propiciar un nuevo consenso 19 social muy desfavorable a las perspectivas de lucha anticapitalistas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Español